Bienvenidos a Semanario Analisis Digital
puntos
19/06/2017 -  tiempo  8' 23" - 3428 Visitas Aseguró que “el conductor del peronismo es Gustavo Bordet” Urribarri admitió “diferencias insalvables” con Busti y lo chicaneó: “Salvo que él cambie de opinión”
Click para Ampliar
Urribarri dijo que para el peronismo "lo importante es el triunfo electoral".
El ex gobernador de la provincia y presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Urribarri, admitió tener “diferencias insalvables” con el líder del Frente Entrerriano Federal y ex gobernador, Jorge Busti, y a modo de chicana, aclaró: “Salvo que él en algún momento cambie de opinión”. En ese marco, criticó el regreso de Busti al peronismo “después de dos o tres veces de haberse ido y haber vuelto” y destacó que el gobernador Gustavo Bordet –a quien calificó como “un amigo”- “es claramente la conducción del peronismo y eso está por encima de cualquier otro análisis”. “Bordet conduce, ha diseñado una estrategia y una alianza electoral que la respeto, porque considero que no solo para Bordet sino para todo el peronismo es más importante el triunfo electoral que terminar de dilucidar cuáles son nuestras diferencias”, definió. Sobre el acuerdo de unidad del peronismo entrerriano, señaló: “Respeto a rajatabla las conducciones, porque soy peronista y lo fui toda la vida, y la conducción natural y clara de Gustavo Bordet ha decidido esto, y en su momento acepté que esa conducción avanzara en alianzas estratégicas, no porque haya coincidencias ideológicas del 100 por ciento”. Al respecto, sostuvo que en las elecciones de la provincia “se juega que Bordet tenga el respaldo suficiente para que el gobierno de la Nación cumpla con todos los compromisos” y vaticinó: “Estamos en la antesala de un super ajuste que prepara (Mauricio) Macri, entonces es importante ganar en Entre Ríos para tener la mayor autonomía posible en lo político y en lo económico”. En cuanto al panorama nacional, opinó que “es determinante quién ocupa las bancas a partir del 10 de diciembre de 2017” y adelantó que la ex Presidenta “Cristina Fernández de Kirchner va a ser candidata y será una de las legisladoras que marcaría el rumbo de lo que venga en Argentina”. “Por lo que vemos está lista para dar batalla, en plenitud mental, con una agenda que marca el propio gobierno con el aumento de la desocupación, la pobreza, la falta de solidaridad, el desprecio a los trabajadores, a los jubilados y especialmente a los docentes”, sentenció.
Sin ningún tipo de alusiones a las causas judiciales en su contra que investigan hechos de corrupción durante su gestión, Urribarri realizó declaraciones al programa Palabras Cruzadas de Radio De la Plaza, donde confirmó que este lunes se convocó “a sesión especial por razones especialísimas ante la recusación de miembros del Jurado de Enjuiciamiento del juez (Carlos) Rossi, ya que fueron recusados en forma reiterada los miembros que había designado la Cámara de Diputados y hoy se llevará adelante la sesión para que se designes dos nuevos integrantes y esperamos que no sean recusados para que pueda avanzar este tema”. Al respecto, explicitó que “junto con otros diputados” fue “parte de un pedido de juicio político y ninguno de nosotros podemos integrar el Jury”.

Consultado por el proceso electoral en marcha y el retorno al peronismo del ex gobernador Jorge Busti, explicitó: “Antes de responder sobre la vuelta de Busti al Partido Justicialista, después de dos o tres veces de haberse ido y haber vuelto, quiero dejar en claro y es central que Gustavo Bordet es claramente la conducción del peronismo y eso está por encima de cualquier otro análisis”.

Tras ello, admitió: “Por supuesto que tengo diferencias con Jorge Busti, algunas que son insalvables –salvo que él en algún momento cambie de opinión- y que están en la historia reciente: como la posición con la 125, o algunas referencias de dirigentes a (el ex Presidente) Néstor (Kirchner) como una deformación trágica del peronismo. Justamente a Néstor que había asumido con el menor respaldo electoral de la historia política y que terminó con la cultura política dominante que consagraba que un Presidente como él, consagrado con un 22 por ciento de los votos, estaba condenado a seguir una agenda del status quo dominante. Néstor decidió romper con esa cultura, avanzar en acciones concretas – la mayoría reparadoras y en contradicción con los intereses de la clase dominante”.

Ante esta reflexión, se preguntó si “no habrá algunos que se arrepienten de haber dicho eso” y reiteró que “Néstor restablece en el país el imperio de los derechos y de la justicia social”.

“Por eso tengo ésta y otras tantísimas diferencias con dirigentes como Jorge Busti, y las seguiré teniendo”, reconoció, pero aclaró que “Bordet conduce, ha diseñado una estrategia y una alianza electoral que la respeto, porque considero que no solo para Bordet sino para todo el peronismo es más importante el triunfo electoral que terminar de dilucidar cuáles son nuestras diferencias, las que naturalmente existen y seguirán existiendo”.

Sostuvo que “en Entre Ríos se pone en jugo muchísimo” y refirió: “Con muy bajo perfil he acompañado desde el primer minuto a Gustavo Bordet, a quien además del gobernador y conductor del peronismo, considero un amigo. Entonces, se juega que Bordet tenga el respaldo suficiente para que el gobierno de la Nación cumpla con todos los compromisos: planes sociales, aportes para obras, planes alimentarios, convenios que no se cumplen por parte de la Nación”.

“Está haciendo un esfuerzo muy grande el gobernador, que está cumpliendo con todos los sectores, diferenciándose muchísimo de otros gobernantes, que hubo en otro momento de la historia de la provincia, sin apelar al ajuste, sin deprimir ni apretar”.

“Se juega todo eso y además, seriamente estamos en la antesala de un super ajuste que prepara Macri, entonces es importante ganar en Entre Ríos para tener la mayor autonomía posible en lo político y en lo económico”, analizó.

Consideró que dicho ajuste se puede evitar con un resultado desfavorable del gobierno nacional en las elecciones y sostuvo que “la representación política del peronismo en sus variadas expresiones significaría como resultado, poner limitaciones a este ajuste que es impuesto –como ha sido siempre en la historia trágica de Argentina- por los sectores de poder de adentro y de afuera”.

En este punto, volvió a destacar sus diferencias con Busti y afirmó: “Quienes me conocen, que son muchos entrerrianos, saben qué pienso, cómo actúo, cuáles son mis aciertos y mis errores, y qué pienso sobre cada momento histórico. Respeto a rajatabla las conducciones, porque soy peronista y lo fui toda la vida, y la conducción natural y clara de Gustavo Bordet ha decidido esto y en su momento acepté que esa conducción avanzara en alianzas estratégicas, no por coincidencias ideológicas del 100 por ciento”.

Sobre la posibilidad de ir a las internas, sostuvo que “para ganar, que claramente es la prioridad, la fórmula es tener una lista de candidatos y candidatas a diputados nacionales que expresen una síntesis de estas distintas expresiones del peronismo”. “Una fórmula que exprese la síntesis de las demandas o preferencias electorales que hoy tienen los entrerrianos, que –como sucede en gran parte del país- está dividido en tercios o en cuartos”, definió.

Sobre la cuestión nacional, criticó que “por decreto se designó a dos jueces en la Corte Suprema, máxima instancia judicial de Argentina, lo que no hizo ningún gobierno ya sea democrático o de dictadura”. “No hay registros de que un gobierno democrático haya designado dos miembros de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, lo que es gravísimo”, cuestionó.

En cuanto al proceso electoral, afirmó que “es una elección determinante: cómo se integre la legislatura nacional va a ser determinante para encontrar soluciones para quienes más lo necesitan, sector pasivos, sectores más vulnerables. Claramente se necesitan representantes: senadores y diputados que asuman y tengan muy en claro cuáles son los efectos dañinos de este año y medio de gestión de Cambiemos”.

En tal sentido puntualizó que “si se analiza el proceso de la deuda nacional da pavor, porque se emitieron un billón de pesos en Lebac, que genera un interés mínimo anual de más de 250 mil millones de pesos, todo lo que se está haciendo en materia de endeudamiento, de algún lugar tiene que sacarlo para hacer frente a los servicios de la deuda, y el sector pasivo o el sistema previsional es lo que uno ve que desgraciadamente serán tomados parte de sus recursos para hacer frente al endeudamiento”.

“Creo que la sociedad argentina es muy inteligente y por más que haya blindaje al gobierno o a un sector o dirigentes del gobierno, hay un impacto que claramente modifica la forma de actuar, de pensar y de votar de la gente. El pueblo nunca se equivoca”, sentenció.

“Hay que ir un poco para atrás y recordar qué se advertía desde nuestra fuerza política sobre lo que iba a suceder si ganaba Cambiemos. Y desgraciadamente no nos equivocamos”, advirtió.

Sobre la figura de la ex Presidenta Cristina Fernández, opinó que “es determinante quién ocupa las bancas a partir del 10 de diciembre de 2017. Cristina Fernández de Kirchner por la información que tenemos va a ser candidata y será una de las legisladoras que marcaría el rumbo de lo que venga en Argentina. Por lo que vemos está lista para dar batalla, en plenitud mental, con una agenda que marca el propio gobierno con el aumento de la desocupación, la pobreza, la falta de solidaridad, el desprecio a los trabajadores, a los jubilados y especialmente a los docentes”.

“Todas estas cosas pueden volver a discutirse, pueden volver a ser parte de la agenda que hoy no son parte de la agenda, entonces vaya si era importante cómo se integran las Cámaras de Diputados y Senadores en Argentina a partir de diciembre”, consideró.

Proyecto de reducción de impuestos a los créditos

Urribarri dijo que al presentarle el proyecto al gobernador tuvo “una charla muy sincera en la que planteamos los mismos objetivos” y mencionó que “la caída de la actividad en la construcción y por ende la pérdida de miles de puestos de trabajo”.

Ante ello, explicitó que su propuesta “tiene que ver con lo impositivo y lo fiscal, es eximir del pago de los ingresos brutos a los créditos hipotecarios para que haya más gente decidida a realizar una obra, pequeña o mediana, pero también para el desarrollo inmobiliario de las empresas”.

“Queremos apuntar a la baja de los costos en este sistema porque es una barrera efectiva a la hora de tomar una decisión. No es lo mismo construir cuando la carga impositiva es menor o mayor”, explicó.

De todos modos, reconoció que “hay otro proyecto de similares características, creo que del diputado (José) Artussi, que vamos a complementarlo para que esto pueda aplicarse lo más pronto posible y de esta manera restaurar aunque sea humildemente, modestamente, los puesto de trabajo que se han perdido en este año y medio”.

Sobre su posible candidatura afirmó: “En ningún momento analicé esta posibilidad. Fui electo diputado provincial, presido la Cámara de Diputados y de esta manera creo estar contribuyendo en gran medida a la expectativa que hubo para que la complementación con el Ejecutivo conducido por Bordet tenga en la Legislatura cosas que en su momento no tuve y que permiten avanzar a la provincia”.
Enviar Imprimir
ULTIMA EDICIÓN
Destacadas
Deportes
Servicios
Envianos
tu noticia
Las mas leídas
Analisis Digital | Director | Denuncias | Contáctenos |  Pagina de Inicio |  Agregar a Favoritos |